Audi A4 Avant 2.0 TDI

Sin dejar a un lado la polémica creada durante las últimas entregas de esta prueba sobre si los vehículos con carrocería familiar son tan atractivos, menos o más que sus equivalentes en carrocería berlina, llegamos a la recta final de este profundo análisis del Audi A4 Avant 2.0 TDI.

a

Durante los últimos días hemos ido viendo con detenimiento tanto su estética exterior como su interior, y no podíamos pasar por alto sus cualidades dinámicas y su sobresaliente motor que a tantos y tantos modelos da vida. Ahora toca hacer un resumen de todo lo que hemos dicho a lo largo de la prueba.

La última de las partes, centrada en el equipamiento y las diferentes versiones, nos dejó un sabor de boca un tanto amargo debido al elevado precio de las opciones y al escaso equipamiento de serie con indiferencia de la motorización elegida, salvo si optamos por las más deportivas, S4 y RS4, que sí vienen más equipadas de fábrica.

Sigue leyendo